Luego de la decisión de este viernes de la Sala de Apelaciones de la Corte Penal Internacional (CPI), que rechazó la apelación presentada por el régimen de Nicolás Maduro, ahora la Fiscalía de la CPI podrá continuar con su investigación por crímenes de lesa humanidad y solicitar órdenes de arresto o citación contra funcionarios venezolanos.

Francisco González Centeno, funcionario de información pública de la Corte Penal internacional, explicó que «la Fiscalía continuará con las investigaciones en curso desde junio de 2023, y cuando se reúnen pruebas suficientes la Fiscalía podrá presentar a las juezas y a los jueces solicitudes para que emitan órdenes de arresto o citación para comparecer. Las juezas y los jueces decidirán».

González Centeno destacó que la decisión de la Sala de Apelaciones que desestimó la apelación presentada por el régimen de Maduro no puede ser recurrida en otra instancia.

«La Sala de Apelaciones tiene la autoridad para revisar las decisiones de la sala de cuestiones preliminares y de primera instancia. Sus sentencias son definitivas», puntualizó.

La Sala de Apelaciones de la Corte Penal Internacional (CPI) emitió este viernes su sentencia sobre el recurso de apelación presentado por el régimen de Nicolás Maduro contra la decisión de la Sala de Cuestiones Preliminares I que autorizó continuar la investigación por crímenes de lesa humanidad en Venezuela.

«La Sala de Apelaciones ha estimado procedente confirmar la decisión impugnada», dijo el presidente de la Sala de Apelaciones, juez Marc Perrin de Brichambaut, al anunciar que «por unanimidad» han rechazado los argumentos del régimen y confirmaron la continuidad de la investigación por crímenes de lesa humanidad.

El juez explicó que la Sala desestimó cada uno de los seis argumentos expuestos por el régimen de Maduro en su apelación.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *